20 August 2014

El desconocido más famoso del mundo

Tianasquare

Fueron miles. No se sabe cuántos, algunos hablan de diez mil. Otros de cincuenta. Hay quien dice que más. Ningún número es exacto cuando se habla de los chinos. Lo seguro es que fueron algunos miles los estudiantes asesinados en la plaza Tiananmen (la más grande del mundo, el centro neurálgico de Beijing) por protestar durante semanas contra la resaca del capitalismo. En suma, contra todo lo que venían aguantando desde la apertura iniciada en 1978: corrupción, miseria, la falta de libertad y el reparto desigual de la riqueza.
Miles de chinitos adolescentes y jóvenes acamparon día y noche para hacer algo extraordinario que hasta ese momento no pasaba ni volvió a pasar nunca más: quejarse juntos. A pesar de la censura en los medios y en un aépoca donde no existían las redes sociales, cada vez más gente mayor y grupos de campesinos del interior del país se enteraba y se iban sumando a esos jóvenes locos que desafiaban a las autoridades.
Las imágenes de la plaza plagada de jóvenes desafiantes empezó a circular en el resto del mundo gracias a los corresponsales extranjeros. Fue suficiente, demasiado. Los que mandaban en el Partido Comunista Chino (PCC) se cansaron y pusieron en práctica la A del buen manual militar: reprimir. Dictaron la ley marcial y el 4 de junio entraron a la plaza con la infantería y tanques que no pidieron permiso para disparar. La dictadura china nunca informó cifras oficiales, pero se estima que hubo entre 800 y 2.500 muertos y más de 7 mil heridos. Ningún número es exacto cuando se habla de los chinos.

Todo eso pasó en 1989, hace exactamente 25 años.

Leer Más
20 August 2014

Lens between us

Después de las selfies, ¿estaremos ante el nacimiento de una nueva estética digital? La idea consiste en que dos personas se saquen una foto simultáneamente y exponer el resultado en conjunto.

Vice-Versa-View-640x300

La idea nació de Peter Sedlacik y Zuzu Galova, una pareja de fotógrafos y viajeros que armaron el proyecto “Lens between us” que crece rápido en sus redes Tumblr, Instagram y Facebook. “Buscamos fondos atractivos y perspectivas bien diferentes sobre lo que vemos cada uno pero al mismo tiempo mirándonos el uno al otro”, contaron al sitio de fotografía Peta Pixel.

lensbetween5

 

lensbetween10

Leer Más
17 August 2014

Pobre Szifrón

Vestidos con trajes y relojes caros, prolijamente maquillados para televisión y mientras tomaban buen vino y hundían sus tenedores en platos que en un resturante valdrían 300 pesos cada uno, los invitados a la mesa de Mirtha Legrand la semana pasada se pusieron a teorizar sin ningún pudor sobre la pobreza, la desigualdad social y la delincuencia, entre otros temas. Los actores Ricardo Darín y Oscar Martínez y el director Damián Szifrón fueron los más activos junto con la conductora del programa. Todos estaban allí para promocionar la película “Relatos Salvajes” cuyo estreno fue postergado, vaya paradoja, por conflictos gremiales en los complejos multinacionales de cine.

Szifrón dijo, textual: “Yo si hubiese nacido muy pobre, en condiciones infrahumanas, si no tuviera las necesidades básicas cubiertas, yo creo que sería delincuente más que albañil“.

No fue todo. También discutieron sobre el socialismo. Sin ningún sustento teórico o académico que lo avalara, Szifrón se metió en temas complejos e intentó explicar en treinta segundos, con un lenguaje de un adolescente, por ejemplo, las causas de la “violencia” o la “desigualdad social”.

Como si fuese todo lo mismo, mezclando temas, países y conceptos y sin ninguna cifra oficial de índices a los que se refería, Szifrón hacía un papelón. Oscar Martinez intentó frenarlo con frases sutiles, al igual que Darín, pero este con un poco más de prudencia en sus opiniones tal vez con pie de plomo después de que sus dichos hace un año sobre la riqueza de los políticos motivaron que Cristina Kirchner le respondiera vía Facebook. Darín, se notaba, no quería otro lío inútil.

Pero no hubo caso. Mientras en sus casas, un sociologo y un estudiantes de ciencias políticas se agarraban la cabeza, el cineasta parecía un caballo desbocado teorizando sobre el capitalismo que “crea desigualdades” y que “necesita pobres para existir”. Necesitamos quien haga el trabajo sucio, decía, como limpiar o ser albañil. Le recomendaría a Szifrón dejar por unas horas las películas de Robert De Niro para leer un poco de historia. Tal vez los esclavos durante el feudalismo de la Edad Media o los sirvientes de los reyes durante el Imperio Romano no son suficientes ejemplos de desigualdad para él. Pero la historia es rica en desigualdades sociales; hay varios ejemplos más. 

Una de esas desigualdades tienen relación, justamente, con los empleados de las grandes complejos de salas de cine locales como Village, Hoyts, Cinemark y Showcase, donde se estrenará la película de Szifrón, cuya producción no es un dato menor en este contexto de discusión. La película fue producida por empresas como Telefé de Telefónica, Corner, la productora de Pedro Almodovar y la del empresario Claudio Belocopitt, dueño de la empresa Swiss Medical y Hugo Sigman, dueño de laboratorios y empresas agropecuarias, entre otras. Los complejos de cine nombrados abarcan la mitad de la oferta cinematográfica del país y reciben a casi el 40% del total de los espectadores que compran entradas para ver películas.

Hace dos semanas los trabajadores del Sindicato Unico de Trabajadores del Espectáculo Público (Sutep) realizaron un paro sorpresivo y total reclamando un nuevo contrato colectivo de trabajo. “Las condiciones de explotación en las que trabajan nuestros compañeros, con empresas multinacionales que no quieren entender que los trabajadores son personas, han llevado la situación a esta medida de fuerza”, dijeron en un comunicado.

El sindicato de trabajadores de los complejos reclaman hace dos años un nuevo convenio pero al no ser escuchados, tuvieron que iniciar las protestas. Reclaman, entre otros puntos, “respeto por las tareas convencionadas, licencia paga por enfermedad familiar, presentismo, puntualidad, adicional por zona desfavorable, pago de la función trasnoche, higiene y seguridad en el ámbito laboral sin discriminación de ningún tipo, ropa de trabajo adecuada, y seis francos mensuales (uno el domingo)”. Los grandes complejos de cines (de capitales extranjeros) están nucleados en la Cámara Argentina de Exhibidores Multipantalla (CAEM). El monopolio es grande. El Holding Cinemarx en los Estados Unidos tiene 4 mil pantallas en 40 Estados y hace dos años compró la cadena Hoyts, por ejemplo. Es decir, en nuestro país, un solo grupo empresario recibe cada fin de semana, a casi la mitad de las personas que van al cine.

En varias de las 200 salas de esos complejos desparramados por todo el país se estrenará la película de Szifrón, quién en medio del debate nunca hizo referencia al conflicto gremial que paralizó a su industria pero sin ponerse colorado sostuvo que el capitalismo es el culpable de la pobreza y que necesita de pobres que trabajen por bajos salarios. “Y esto crea violencia”, remató. La distribuidora de la película argentina es Warner Bros, una de las dos más grandes conglomerados de cine y televisión en el mundo que el año pasado tuvo ingresos por casi 3 mil millones de dólares. La industria del entretenimiento, de la que el creador de Los Simuladores es parte desde el cine, es una de las varias columnas del capitalismo moderno.

La señora Legrand dio por terminado el “debate” y ordenó un corte. Sonaba la cortina del programa, las luces bajaron, la grúa con la cámara se iba por los techos. Se veían las sombras de los invitados. Szifrón aprovechaba el corte para seguir disfrutando de su postre gourmet.

 

Leer Más
15 August 2014

El hombre más buscado del mundo

(Columna publicada el 15 de agosto en El Cronista)

snowden.jpg_1328648940

Hasta los 30 años Edward Snowden fue un perfecto desconocido. Pero todo cambió cuando hace un año provocó la mayor filtración de la historia de los Estados Unidos. Hizo públicos casi dos millones de documentos secretos de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA, la poderosa rama militar del Pentágono que emplea a cien mil personas). Allí trabajaba Snowden hasta que filtró todo. Ahora es “el hombre más buscado del mundo”, como lo llamó la revista Wired en un reportaje exclusivo publicado esta semana.

Las filtraciones de Snowden incluyen documentos de PRISM, el programa de vigilancia electrónica masiva que diseñó la NSA. Los detalles son impresionantes y están relatados por el periodista Glenn Greenwald en “Snowden. Sin un lugar donde esconderse”, el libro que se convirtió en best seller en los Estados Unidos y que acaba de salir en nuestro país (Ediciones B). Es tan atrapante como el mejor thriller policial, con la diferencia de que todo lo que cuenta Greenwald es cierto. El abuso de la NSA y del gobierno norteamericano es tan indignante como meticuloso.

13605_931068916925561_3475335207664496639_n

Aunque lo nieguen de alguna u otra manera a través de prolijos comunicados de prensa y entrenados voceros, tanto Microsoft y Yahoo! como Google, Apple y Facebook, entre otras empresas, colaboraron con la NSA permitiéndole el ingreso a sus servidores. Así, el gobierno de Obama tuvo acceso directo e irrestricto a todos nuestros correos electrónicos, fotos, chats, videos, historial de navegación en la web, transferencias de archivos, mapas y una larga lista que incluye, por supuesto, todo lo que hacemos en Facebook: desde un like en una foto hasta un mensaje privado. Todo.

Las documentos filtrados también involucraron a la empresa norteamericana de telecomunicaciones Verizon, que fue obligada a darle a la NSA todos los registros de las llamadas telefónicas (fijas y celulares) que realizaron sus clientes. “En sólo treinta días la unidad de operaciones recogió datos de 97 mil millones de e-mails y 124 mil millones de llamadas telefónicas de todo el mundo”, escribió Greenwald, que fue el elegido por Snowden para publicar los primeros documentos en The Guardian. Según explica el periodista en el libro, el objetivo de la NSA fue bien claro: eliminar por completo la privacidad electrónica en el mundo recogiendo, almacenando, controlando y analizando todas las comunicaciones entre las personas del planeta.

Hoy el periodista es una figura internacional y fundó su propio pool de medios independientes: First Look Media, financiado con 250 millones de dólares por el multimillonario Pierre Omydar, el fundador de eBay.

Para el gobierno norteamericano, Snowden es un traidor y fue acusado de delitos criminales por filtrar esa información. Actualmente tiene asilo político en la embajada de Ecuador en la Rusia de Putín. Para muchos otros, Snowden es una especie de héroe que con su valentía marcó un antes y un después en la actual era digital y obligó al gobierno de EE.UU y a las empresas tecnológicas a no pisotear más nuestros derechos. “No quiero vivir en un mundo sin privacidad ni libertad donde se suprima el extraordinario valor de internet”, le dijo a Greenwald en un video que grabaron juntos en Hong Kong, donde se encontraron por primera vez para la entrega de los documentos prolijamente guardados en diferentes pendrives.

¿Cuál fue el objetivo que motivó a Snowden? Muy simple: “que los ciudadanos de EEUU y de todo el mundo supieran qué se estaba haciendo con su privacidad y su información”.

A un año del escándalo, Snowden puede decir que su objetivo está cumplido.

 

Leer Más
8 August 2014

A 45 años de Abbey Road

abbeyroad1

Se cumplen 45 años de la foto más icónica de la historia de la música. La tapa del disco Abbey Road, para muchos la obra cúlmine de Los Beatles. Las 17 canciones fueron grabadas a mediados de 1969 cuando ya el grupo estaba harto de sí mismo. Fue él último trabajo juntos (aunque poco después saldría Let it Be, grabado antes) y ya casi no se podían ni ver entre ellos. Cada uno estaba pensando en su etapa solista, en otros proyectos y sus familias. Por eso muchas canciones fueron grabadas por separado. Yoko Ono, inseparable de John Lennon, metida en los estudios y opinando como una más, irritaba a todos; un arrogante Paul McCartney haciendo lo imposible para seguir adelante como sea; George Harrison embelesado con Oriente (en el disco pudo colar, al fin, dos temazos suyos: Something y Here Comes the Sun) y Ringo Starr con un pie en el cine.
También tenían desde problemas personales hasta conflictos por la administración de la fortuna del grupo. Sin embargo, todo eso quedó de lado a la hora de componer y tocar porque el disco resultó una joya musical impresionante con canciones como Oh! Darling, You never give me your money, Octopus Garden (de Ringo) y I Want you, entre otras. Y todo cierra con un inolvidable medley de cierre (el lado B del disco original) de dieciséis minutos seguidos con diferentes temas cortos como Golden Slumbers y Because. Hay que escuchar ese solo de batería de Ringo al comienzo de The End!

Pero hablemos de la tapa del disco que es, además, una de los íconos de la cultura popular mundial y la más recordada de la historia de la música. Y también, parte de varios mitos. Ellos cuatro caminando en fila india por una de las esquinas de Abbey Road (el estudio famoso de EMI queda a mitad de cuadra, sobre la izquierda, delante del Volkswagen). Mucho se dijo y se dirá de aquella tapa, que simula ser un entierro. Lennon, de blanco, hace de cura. El muerto es Paul, que va descalzo, con los ojos cerrados y el paso cambiado. George es el sepulturero, de jeans informales. Y Ringo, vestido de traje negro, es el amigo del finado. La leyenda cuenta que Paul había muerto realmente y el de la foto era un doble. Él mismo respondió con su disco en vivo “Paul is Live” en 1993 (ver foto abajo).

La histórica tapa se resolvió en un rato cuando Lennon propuso “y si salimos allá afuera y hacemos un par de fotos?”, como queriendo terminar con el asunto e irse a su casa. Así fue. Las apenas seis tomas fueron hechas a las diez y media de la mañana del 8 de agosto por el fotógrafo escocés Ian Mc Millan subido a una escalerita plegable. Un policía ayudó cortando el tránsito durante diez minutos. Mc Millan murió en 2006 pero su foto vive para siempre.

Las otras tomas, fotos de backstage y diferentes homenajes:

242524644_645aa94f34

242524635_fa26813322

Leer Más
7 August 2014

Cartas de película

A los 27 años, Steven Spielberg dirigió la inolvidable y exitosa “Tiburón”, estrenada en 1975. Resultó ser la película más taquillera de la historia del cine hasta que dos años más fue superada por “Star Wars”, de George Lucas. Ambos eran muy amigos.

Todo un caballero, Spielberg publicó el 2 de diciembre en la revista Variety esta carta de felicitaciones dirigida a Lucas:

Bty86uaCIAAekau.jpg-large

Pero pocos años después, en 1983, Spielberg vuelve a dar un batacazo con E.T. y recupera el trono de alquileres domésticos (video club), que seguía en manos de Lucas y sus guerras galácticas. Lucas devuelve las gentilezas con este aviso de felicitaciones, donde los personajes de Star Wars llevan en andas a ET:

Bty88DQCYAEuPDJ.jpg-large

Hasta que… en 1997 volvieron las cartas en forma de aviso. Para el relanzamiento de la segunda trilogía de Star Wars, Spielberg saludó a su amigo con E.T coronando a AR2-RT como símbolo de la película más exitosa de la historia.

crown

Pero después la película Titanic, dirigida por James Cameron, superó en público a Star Wars. ¿Y qué pasó? George Lucas publicó también en Variety este aviso de felicitaciones, con sus craturas intentando salvarse del naugrafio (y C3PO echándole la culpa a AR2-RT!)

titanic-star-wars

Leer Más
5 August 2014

Quién es Ignacio Hurban

10014672_10202826113106379_1129779375_n

Ignacio Hurban jamás se imaginó estar en en la tapa de casi todos los medios más importantes del mundo. Pero la vida tiene esos giros. Es el nieto recuperado número 114 pero, además, el nieto de Estela de Carlotto, la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo que lo buscó sin descanso durante 35 años. Hasta hoy.
Ignacio nació en cautiverio el 26 de junio de 1978. Cinco horas después de nacer, fue secuestrado de los brazos de su madre laura, quien militaba en Montoneros y había sido secuestrada casi un año antes. Después de parir encapuchada, lo llamó Guido, como su padre y marido de Estela. El padre biológico de Guido, pareja de Laura, se llamaba Walmir Oscar Montoya.

Hoy es un hombre de 36 años que vive en la ciudad bonaerense de Olavarría (de 120 mil habitantes) donde todos lo conocen como “Pacho”. Está en pareja con Celeste Madueña, una diseñadora de modas. Por su cuenta decidió hacerse un estudio de ADN después de sospechar el origen de su propia identidad.

Leer Más
2 August 2014

Feliz cumpleaños, querido Walkman

(Columna publicada en el diario El Cronista el viernes 1 de agosto)

walkman

“Ese es tu walkman?… que moderno que es”, decía el siempre pionero Charly García al principio de “Peluca telefónica”, en 1982 .

El Walkman sopla sus primeras 35 velitas. Cuando en 1979 apareció por primera vez en Japón (un año después en los Estados Unidos) la idea era que el usuario pudiera escuchar música en cualquier momento y lugar. Para eso la japonesa Sony creó un dispositivo portátil que reproducía casettes con auriculares y que funcionaba con dos pilas AA. Fue una revolución. El modelo TPS-L2 azul y plateado con un botón naranja marcó a fuego la década del ´80 y cambió para siempre la industria de la música.
Cuenta la leyenda que a Masura Ibuka, uno de los fundadores de Sony, le dieron ganas de escuchar música mientras corría por las mañanas y puso en marcha su plan. Pero Akio Morita, el otro fundador, publicó en su autobiografía Made in Japan en 1986 que Ibuka fue a pedirle que diseñe un dispositivo para poder escuchar música sin molestar a los demás. “La queja de Ibuka me puso en movimiento: le pedí a nuestros ingenieros que tomaran uno de nuestros confiables grabadores de cinta en cassette, le quitarán el circuito de grabación y el altoparlante, y lo reemplazaran por un amplificador estereofónico. Diseñé los demás detalles que quería, entre los que figuraban auriculares muy livianos”, explicó.

A pesar de que los analistas de la época vaticinaron su fracaso (cuándo no?) y de su alto precio, el Walkman vendió varios millones. Según un vocero de la compañía, creen haber vendido, sumando todos los modelos posteriores, unos 390 millones de reproductores. En 1983 el Walkman fue clave para que el cassette superara en ventas por primera vez al disco de vinilo y tres años después la palabra ya figuraba en el diccionario de Oxford. También contribuyó al boom del aerobics y el entrenamiento personal.
Una curiosidad: dos años después de salir a la venta, los medios ya alertaban sobre el peligro del Walkman en los jóvenes. Un artículo publicado en el diario español La Vanguardia, decía que los jóvenes habían invadido las calles con auriculares. “Se evaden de los que les rodea en alas de la música de su selección”. Y se preguntaba: “¿Es un nuevo grado en la escalada de incomunicación, insolidaridad y aislamiento individualizado?”.

La marca fue tan popular que se convirtió en un genérico para nombrar al resto de los dispositivos portátiles durante las décadas del ´80 y ´90. Y después de haber mutado a reproducir minidisc y CDs, todavía resiste. Sony la usa para sus reproductores digitales actuales. Sin ir más lejos, hace unos días lanzó el Walkman ZX1, un reproductor de música de alta definición para los más exigentes melómanos. Tiene un gran diseño y materiales resistentes. Y almacena 128 GB de música.
Para el aniversario 30 del Walkman, la BBC le dio un viejo reproductor a Scott Campbell, un chico de 13 años para que lo use durante una semana y después cuente su experiencia. Campbell dijo sorprendido que si el Walkman era un reproductor de bolsillo, necesitaba entonces un bolsillo gigante. Se quejó de que el cassette almacenaba pocas canciones y que no encontró la función shuffle. “Mis amigos no podían imaginar que sus padres hayan usado esta caja monstruosa”, dijo en tono burlón.
Lo que no sabía este mocoso digital es que sin el Walkman, el iPod de Apple no hubiese existido. Tampoco hubiese existido tanta música, esa que nos hizo felices a los que crecimos bailando y soñando a los gritos durante los ´80 y ´90.
Gracias por todo, Walkman. Feliz cumpleaños.

Leer Más
1 August 2014

“El café se cultiva en los países pobres, pero se toma en los ricos”

11

Nicolás Artusi, periodista, conductor en Radio Metro y sommelier de café, acaba de publicar un gran libro sobre la milenaria bebida. Se considera adicto: toma diez cafés por día, tiene 26 cafeteras diferentes en su cocina y un blog sobre el tema. Esta nota se hizo en su casa porque a) vivimos en el mismo edificio y b) siempre es lindo que te prepare un rico café.

nicolas-artusi-cafe-editorial-planeta

-Supongamos que en la historia del café, estuviésemos en la mitad, 2014 fuese la mitad de la historia y en dos mil años te pregunto: ¿Cómo describirías este momento de la industria?
-Este es un momento bisagra por dos motivos: el café se descubrió en el año 800 d.C, no hay pruebas de que antes se tomara o se comiera el café. Porque el café se empezó comiendo. Los árabes lo mezclaban con manteca y hacían albóndigas o bolitas para que los peregrinos tuvieran energía para cruzar el desierto. Pero es la primera vez en mil doscientos años de historia (del 800 hasta ahora) que el café, que es el segundo commodity del mundo después del petróleo, deja de ser una materia prima que se vende a granel y que da lo mismo de qué país venga o qué marca tenga. Dejó de ser un commodity y se convierte en un objeto de lujo. Y esto se produce básicamente gracias a dos empresas: Starbucks y Nespresso.

-¿Qué cambió Starbucks?
-Es la primera empresa de café en el mundo y la más importante de la historia. En tener cadenas propias y además en vender café, porque también es minorista de café. Acá no vende mucho (café en granos o molido) pero en Estados Unidos es el principal canal de venta de café. Lo que inauguró Starbucks, que antes no existía, es poder ir a la tienda de la vuelta de tu casa y llevarte un café de Etiopia, de Guatemala, de Honduras o de Indonesia… Y por otro lado, Nespresso hizo del café un artículo de lujo. Con todo el layout y diseño arquitectónico comparable al de las joyerías.
-El Apple del café
-Exactamente. Porque copio el modelo de Apple de manera casi exacto, las tiendas, el marketing. Y por otro lado, es un momento bisagra porque es la primera vez en la historia en la que hay una “amenaza” ecológica concreta, acerca de la posible extinción del café. Hay muchos pronósticos alarmistas que dicen que en ochenta años va a faltar café, por el cambio climático, por la alteración de las temporadas de lluvia. Es el momento de preocupación donde se dice, “si el cambio climático se hace más agudo o se agravan las condiciones tal vez en ochenta años no tenemos más café”. O no tendremos el café que conocemos hoy en día.
-¿Y qué crees que va a pasar?
-Soy optimista porque es un gran negocio. La industria del café con todas las contras que tiene, es una de las industrias más explotadoras del mundo, una de las mas inequitativas. Lo que paga un café un europeo es lo que le pagan a un productor de café por un día de trabajo. El café es un producto que se cultiva en los países pobres, pero que se consume en los países ricos. El café más lujoso del mundo es el Blue Mountain, de Jamaica. El 80% de la producción se exporta a Japón y a los Estados Unidos. Y en Jamaica no toman café.
-¿Cuál es la diferencia entre el café normal y el de lujo? ¿Varía mucho o es puro marketing?
-Es lo mismo que sucede con el vino. ¿Un vino de $30 es bueno? Mmmsi… el vino es uva. Más, menos, no hay tanta diferencia. ¿Y sentís gran diferencia con un vino de $300? Probablemente sí, si estás entrenado. Pero sino, no tanta. Pero cuanto más entrenado estés, mas podés percibir ciertas características del café, sobre todo en la acidez.
-¿Qué es?
-Cuando hablas de la acidez en el café, no es como cuando hablas de la acidez en los cítricos. El sinónimo de acidez es nitidez. O sea, el gusto netamente a café, lo que se llama limpieza del sabor. Si vos tomás en un bar ese café brasileño quemado, vas a sentir gusto a agua caliente si es que este café está muy lavado. Si el café está quemado o pasado vas a sentir como un sabor de humo… en cambio, cuanto más te vas acercando a los café de calidad, que son los café especiales, mas te vas acercando a la acidez del café, que es la nitidez. Una especie de aroma y de sabor único.

-¿Qué descubriste de la relación del argentino con el café?
-Para empezar, hay que desmentir esa idea de que somos muy cafeteros. El argentino toma poco café: un kilo al año por habitante. Comparado con la yerba mate (seis kilos por habitante al año), no tomamos nada de café. Y es una bebida típicamente urbana. En las provincias se toma poco.
-El café es muy porteño, de ciudad
-Sí, porteño, rosarino, marplatense. Otra cosa interesante que descubrí es que el café llegó acá y se empezó a popularizar en las décadas del ’20 y el ’30 de la mano de los gallegos. ¿Viste las marcas de café que venden en los bares? Fundador, Cabrales, El Continente, Paraná. Todas son de gallegos. Y que además eran los dueños de los bares, entonces se compraban y se vendían entre ellos!
-Muy habilidosos
-Claro! Porque el 90% de café que se compra acá viene de Brasil. Entonces lo que hicieron fue, puertas adentro, inventar el torrado. Agregarle azúcar en el tostado. Primera picardía de los gallegos para enmascarar el gusto del café brasileño. Solo cinco países en el mundo venden café torrado, en ciento noventa países está prohibido. Porque vendés azúcar, estás haciendo un café rebajado con azúcar. La segunda trampa la hicieron los dueños de los bares para disimular todavía más el gusto: el cortado. Fue un invento que popularizaron los gallegos!

-¿Y a vos qué café te gusta tomar?
-Yo soy fanático del Nespresso. Para mi es la bebida perfecta, por la intensidad, porque tiene menos cafeína. El expresso para mi es algo perfecto porque es algo que dura cuatro minutos. A la mañana me tomo el lungo (que sería el doble). Ahora hay una re valorización del café de filtro.
-¿Con quién te gustaría tomarte un café para charlar?
-Con Alfred Hitchcock (señala un cuadro que tiene con el afiche de la película “Vértigo”)
-Cierto, vos sos fanático!
-Sí. Le preguntaría por su obsesión por las rubias, por los pájaros. En todas sus películas hay dos temas que se repiten: una es el falso culpable, y el otro es el hombre común sometido a circunstancias extraordinarias. Nunca sus protagonistas son agentes secretos, espías, militares… son simples ciudadanos.
-¿Encontraste esas respuestas?
-Cuando tenía cinco años y vivía en Londres, se porto mal y como castigo el padre, que era amigo de un policía, le pidió a su amigo que lo encierre en un calabozo y lo deje ahí hasta que se arrepintiera de sus actos. Estuvo cinco minutos encerrado y puede que eso habría sellado como matriz de temor y autoridad y esta cosa de verse acusado injustamente.

nicolc3a1s-artusi

-En el libro hay muchas historias vinculadas al café. ¿Cuál te gusta más?
-Tiene mucho de memoria personal, no quería que fuera una Wikipedia del café. Me gusta mucho la historia de Napoleón, como perdió las colonias, las mujeres que piden que se prohíba el café porque supuestamente le quitaba el deseo sexual a los hombres; la invención de Austria del café con leche con medialunas como desayuno universal, la invención del coffee break
-¿Por qué los jóvenes hoy vuelven al café cuando antes era una bebida para “grandes”?
-Es interesante porque el café era casi medicinal, para el trabajo, porque te despertaba, etc. Pero después de la Segunda Guerra mundial aparecen Coca-Cola y Pepsi con mucho interés en desterrar al café del consumo masivo. Y ambas tienen cafeína y se ofrecen como “la bebida de la nueva generación”. Es decir, para los jóvenes. Los capturan y los alejan del café. Por eso nosotros crecimos con la idea de que el café era una bebida para grandes. Pero a un chico no le hace mal el café. O le hace tanto mal como la Coca Cola, o menos. El café es un 98% agua. Y ahí Starbucks logró algo bueno: reconquistar a los jóvenes. Con los vasos de cartón, los frapuccinos, los sillones, el wifi, la experiencia, el punto de encuentro, la onda, etc.
-Cerremos acá. Quiero otro café. Pero antes decime cómo te imaginas el futuro cercano del café
-Creo que cada vez va a estar más asimilado a la idea del vino. Cada vez va a ver más cuevas de café, se harán concursos, ferias, etc. Iremos cada vez más hacia la especialización, a los cafés de origen. Y al café, sin leche, puro. Intenso.

Leer Más